Octubre 15, 2020
Se destrabó el conflicto en las fábricas del sur de Rosario.

Se desactivó el paro: conciliación obligatoria para la Federación de Aceiteros por dos semanas

Por medio de una disposición firmada hoy miércoles por Gabriela Marcello, directora nacional de Relaciones y Regulaciones del Trabajo, se dictó a partir de hoy a las 13.00 horas la conciliación obligatoria por un plazo de 15 días, además de intimar a los directivos de Aceiteros a dejar sin efecto, durante ese período, “toda medida de acción directa que estuviesen implementando y/o tuvieran previsto implementar, prestando servicios de manera normal y habitual”.

Fuente de la imagen: 
ValorSoja.com

Las autoridades del Ministerio de Trabajo, Empleo y Seguridad Social de la Nación dictaron la conciliación obligatoria a los trabajadores de la Federación de Trabajadores del Complejo Industrial Oleaginoso, Desmotadores de Algodón y Afines de la República Argentina (“Aceiteros”), quienes realizaron ayer un sorpresivo paro nacional que provocó la suspensión de actividades en las terminales portuarias de las industrias aceiteras Bunge en Ramallo, Cargill en Gral. Alvear y LDC Commodities en Gral. Lagos

 

Por medio de una disposición firmada hoy miércoles por Gabriela Marcello, directora nacional de Relaciones y Regulaciones del Trabajo, se dictó a partir de hoy a las 13.00 horas la conciliación obligatoria por un plazo de 15 días, además de intimar a los directivos de Aceiteros a dejar sin efecto, durante ese período, “toda medida de acción directa que estuviesen implementando y/o tuvieran previsto implementar, prestando servicios de manera normal y habitual”.

 

El próximo 20 de octubre Marcello convocó a representantes de Aceiteros y de la Cámara de la Industria Aceitera (Ciara), la Cámara Argentina de Biocombustibles (Carbio) y la Cámara Industrial de Aceites Vegetales de Córdoba a una reunión en plataforma virtual para iniciar negociaciones tendientes a solucionar el conflicto.

 

Representantes del Sindicato de Obreros y Empleados Aceiteros del Departamento San Lorenzo (SOEA), que tiene injerencia en las fábricas aceiteras localizadas en la zona de influencia del sector norte de la ciudad de Rosario, viene reclamando, al igual que la Federación de Aceiteros, mejoras salariales, aunque por el momento no anunció ninguna medida de fuerza.

Fuente: 
ValorSoja.com
URL fuente: 
https://www.valorsoja.com/